Palacio Postal, Ciudad de México, México.

El Palacio Postal

Palacio Postal, Ciudad de México, México.

Este Palacio Postal fue hecho bajo el mandato de Don Porfirio Díaz, quien, mediante el ferrocarril y una red de distribución más amplia y mejor planeada, impulsó el correo postal en México de una manera tan sobresaliente, que después de su gobierno jamás se volvió a ver.

Su estilo arquitectónico es muy ecléctico, con el edificio clasificado como Art Nouveau, renacentista español, plateresco, rococó español, gótico isabelino, plateresco isabelino y renacentista gótico veneciano y / o una mezcla de cada uno. También tiene una mezcla de materiales y elementos de diseño de Europa y México. El palacio contiene adornos de mármol, yeso de París y piedra blanca “cantera” de Puebla.

El edificio tiene un marco de acero y una base construida sobre una enorme cuadrícula de vigas de acero, lo que le ha permitido resistir una serie de terremotos y ha evitado el problema de hundimiento que afecta a muchos edificios aquí.

La oficina de correos está hecha con una variedad de piedra muy clara, casi translúcida, llamada “chiluca“. El exterior está cubierto de detalles decorativos como lámparas de dragón de hierro y piedra intrincadamente tallada alrededor de las ventanas y el borde del techo. Gran parte del trabajo de metal alrededor de las ventanas y otras partes de la fachada de latón altamente pulido, se hicieron en Italia. Un ejemplo del complejo diseño del edificio es que cada uno de los pisos tiene ventanas de un estilo arquitectónico diferente. La unidad de la fachada se mantiene mediante la repetición de arcos. La entrada principal tiene un gran dosel de herrajes que es típico del Art Nouveau que estaba de moda a principios del siglo 20. La galería en el cuarto piso consta de esbeltas columnas salomónicas y una cresta de filigrana que rodea todo el edificio.

En el interior, los pisos y estantes de mármol se combinan con marcos de ventanas de bronce y hierro fabricados en Florencia, Italia. La escalera principal se caracteriza por dos rampas separadas que se unen para formar un rellano. También parecen cruzar en el segundo rellano de arriba, después de lo cual cada uno se mueve en su propia dirección. La sala de reuniones contiene frescos de Bartolomé Gallotti pintados sobre una base de oro de 24 quilates, con temas relacionados con la historia de la comunicación escrita y el envío de mensajes.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *